Deportes

Liga Argentina de Básquet: Victorias de Estudiantes y Parque Sur en la burbuja de Concordia

El Verde debutó en la sede que organiza con una victoria 71-56 ante Estudiantes de Olavarría y se acerca cada vez a la cima. Por su parte, Parque Sur superó a Quilmes de Mar del Plata y Rocamora no pudo con Ciclista de Junín.

Estudiantes Concordia comenzó agresivo en el juego interno, pero también con efectividad en la media distancia para poder generar una rápida ventaja de 6-2 gracias a Jara y Paredes. Aunque el equipo olavarriense logró asentar la defensa con el correr de los minutos, del otro lado de la cancha cometió varios errores de manejo (4 pérdidas en menos de 6 minutos) y lo pagó caro cuando su rival logró enhebrar algunas conversiones.

Ese cúmulo de situaciones obligó a Marcelo Macías, DT bataraz, a pedir el primer tiempo muerto con su equipo cayendo 12-5 a falta de 3:51. Gracias a la efectividad en triples (3/5 de larga distancia), pudo acercarse brevemente en el electrónico, aunque siguió pagando los errores en el fondo y el primer parcial cerró 24-17 a favor para el local.

Al regreso del primer descanso, ambos elevaron su concentración y el nivel de ejecución en ofensiva para convertir varios lanzamientos en fila cada uno para poner el marcador 31-22 rápidamente. De todas maneras, eso mermó y las defensas comenzaron a cerrarse, forzando tiros incómodos que generaron mayor cantidad de tiros errados. Promediando la segunda manga, Bolling debió retirarse por una molestia en uno de sus pies. Con el correr de los minutos, el local trabajó bien el ataque, moviendo la pelota y encontrando tiradores abiertos para llegar a la máxima hasta el momento de diez (36-26), lo que llevó a Macías a pedir un nuevo tiempo fuera. Durante más de dos minutos ambos equipos estuvieron sin convertir, sequía que rompió Alluchón con un tiro de corta distancia ayudado por el cristal. Sobre el final de la primera mitad, Alluchón sumó de tres para seguir estirando la máxima en el marcador a 15, pero Matías Sesto atacó el aro con una gran jugada para darle a los suyos los primeros dos puntos en cuatro minutos y se fueron al descanso largo con ventaja de 41-28 para los entrerrianos.

Tras el entretiempo, el Verde salió decidido a seguir estirando la máxima en el marcador y así lo hizo con conversiones de Okenchi y Rauch, más una gran intensidad para cargar al rebote ofensivo (cuatro en fila) y generarse varias segundas oportunidades. A 3:30 minutos de iniciada la segunda mitad, Galardo pudo darle los primeros dos puntos del cuarto a la visita. Luego de eso comenzó un intercambio de canastas entre ambos equipos, con Bolling y Okenchi como protagonistas principales, poniendo el electrónico 51-38 para el dueño de casa, a falta de 3:14. Las ofensivas de ambos se estancaron, y la visita encontró en la buena efectividad de Sesto la manera de acercarse 51-43, aunque Jara le devolvió la ventaja de once al local a falta de 18 segundos, ventaja que se mantuvo hasta el final del tercer cuarto (54-43).

Para iniciar el último parcial, Sesto lideró la ofensiva visitante con mucho ímpetu y logró quedarse con tres rebotes en ataque en fila, aunque no pudo capitalizar con conversiones. Los primeros tantos del parcial llegaron recién a falta de 6:29 con una bandeja de Pérez Darold para estirar a 13 la diferencia en el electrónico. Luego de eso, se le empezó a abrir el aro al local, que encontró en Pérez Darold y Haag una gran vía de conversión para poner la ventaja en 18 (67-49), con tres minutos en el reloj. Ya con los números establecidos, Elizalde decidió meter a la cancha a los diferentes jugadores de la rotación que habían contado con pocos minutos en la noche y entraron Confalonieri, Fagalde y Aleric. La diferencia se mantuvo hasta el final y el Verde llegó al triunfo al ganar por 71-56.

Síntesis:
Estudiantes C (71): César Jara (16), Federico Grenni (3), Carlos Paredes (9), John Rauch (2) y Eric Okenchi (15); Martín Fagalde (2), Federico Pérez Darold (4), Matías Alluchón (10), Ramiro Rattero (0), Rodrigo Haag (6), Julián Aleric (4) y Martín Confalonieri (0).

Estudiantes O (56): Ignacio Galardo (4), Jeremías Sandrini (6), Elnes Bolling Jr. (10), Julián Ruiz (7) y Lucas Gorosterrazú (4); Johu Castillo (4), Matías Sesto (11), Tomás Pérez (2), Nicolás Lorenzo (3) y Martín Herrero (5).

Parciales: 24-17; 17-11; 13-15 y 17-13.
Estadio: El Gigante Verde, Concordia.
Árbitros: Danilo Molina, Maximiliano Piedrabuena y Lucas Moreno.

Informe: Prensa Estudiantes de Olavarría.

En el arranque de la burbuja que se disputa en la ciudad de Concordia, Tomás de Rocamora perdió ante Ciclista Juninense 71-69, en un partido que controló en su mayoría y se le escapó en el final.

Roquez Johnson fue la figura descollante del juego con 27 puntos y 9 rebotes, mientras que Sebastián Bernasconi se destacó con 17 y 8 respectivamente. En el Rojo, además, llegaron al doble dígito Bello (13), Romero (11) y Cognigni (10).

El duelo arrancó con un furioso 6-0 de Rocamora que obligó a Daniel Jaule a pedir un rápido minuto antes de los dos minutos. Al regreso las dificultades siguieron para su equipo y Bello castigó con un triple para que el Rojo amplíe la diferencia. Después sí el Pedalero se acomodó y con un parcial 6-0 se puso a tiro (9-6). De ahí en más el juego ganó en paridad. Ciclista exhibió una buena defensa, llegó un triple de Acuña pero el Rojo con acciones de Cognigni y un triple en el final de Impini se llevó el parcial (22-15).

El segundo cuarto mostró mejor al equipo juninense, a punto tal que fue Varas el que debió usar un rápido tiempo muerto (22-20). Con una defensa alta y la potencia de Johnson fue Ciclista el que estuvo mejor ante un Rocamora que no encontró caminos limpios para atacar el aro. Boudet, con dos libres, dejó más tarde el tanteador igualado (30-30), pero entonces apareció Bernasconi con un triple para destrabar la dinámica. Rocamora se retiró al descanso largo ganando 35-34 con Bernasconi como estandarte con 9 puntos y 5 rebotes.

El tercer segmento se tornó flojo en cuanto a goleo (15-14) pero empezó a marcar lo que sería el segundo tiempo. Ciclista apostó sus ofensivas a sus torres gemelas extranjeras y tuvo sus réditos. Con el goleo de Johnson y Woods logró pasar dos veces al frente, aunque en ambas ocasiones llegaron triples de Bernasconi para salvar las papas en el equipo de Varas. El pleito se sumergió en el último descanso con una mínima ventaja del Rojo (50-48).

Rocamora inició mejor el último parcial y obligó a Jaule a pedir nuevamente minuto (56-50). Con un Bello manejando las acciones y anotando el elenco uruguayense siguió mejor y Ciclista fue otra vez al banco (61-54). Si bien la paridad estaba latente, Rocamora dio la impresión de tener el juego controlado, más aún cuando a 3:45 para el final logró sacar una diferencia de 9 puntos (64-55). Entonces no fueron los extranjeros los que resucitaron al Rojiverde, sino dos triples de Britos que encendieron todas las alarmas en el rival (68-63). El Rojo, además, fue varias veces a la línea pero ninguno de los que se plantó ahí pudo anotar los dos tiros.

Ingresaron a los últimos 40 segundos con una ventaja de un simple para el Rojo y en una salida apresurada perdió la bola y Ciclista tomó la posesión. Johnson la cambió por doble y falta y si bien no anotó desde la línea su equipo pasó al frente. Rocamora tuvo dos ofensivas más para quedarse con el triunfo, con tiempo muerto de por medio, pero no las aprovechó y Ciclista se terminó llevando un triunfo que momentos antes parecía inesperado.

Informe: Prensa Rocamora.

Por su parte, Parque Sur derrotó 98-89 a Quilmes de Mar del Plata, en tiempo suplementario, luego de empardar en 75 durante el regular.

Juan Francisco Boffelli con 24 puntos fue el goleador del sureño, y del partido, mientras que el base Facundo Gago con 22 unidades se destacó en el conjunto marplatense.

Con este triunfo, el elenco de Damián Gamarra detuvo su racha negativa de cinco derrotas en fila y engordó su récord a 5-10. Por su parte, el Cerveró hilvanó su segundo traspié consecutivo y ostenta un registro de 7-8.

El trámite se caracterizó por la fricción por parte de ambos conjuntos y se tiñó de un ida y vuelta furioso, además de exhibir alta intensidad desde el roce mismo. Los sureños supieron aprovechar los momentos de desconcierto del equipo que dirige Gelpi.

Una de las claves en la victoria de Parque pasó por lograr capear un encuentro duro desde lo físico y mental, desgastando al rival y sabiendo usufructuar los tramos de quiebre con la efectividad en los lanzamientos desde la línea de libres (69%) y tomando buenas decisiones.

Al término del juego, Junafri Boffelli, el goleador del partido, analizó: «Creo que la clave de la victoria estuvo en la intensidad que supimos darle al juego, impusimos un ritmo de entrada de ida y vuelta que sabíamos que iba a ser clave y de esta manera hacer un juego largo y desgastar al rival, sabíamos que teníamos que defender duro para así quedarnos con una victoria».

El entrerriano también ponderó los aspectos interesantes para mantener en el siguiente desafío: «Mañana sería lindo poder repetir el buen juego y la intensidad que tuvimos hoy, la victoria podría darse por una consecuencia de eso, porque creo que jugando siendo intenso y efectivos como hoy podemos llevarnos otra victoria».

El killer del triunfo frente a Quilmes también focalizó en el acompañamiento de los simpatizantes: «Quiero saludar y agradecer a toda la gente de Parque, que siempre nos alientan, están pendientes de nosotros, los jugadores estamos muy felices de estar en el club y de saber que la gente, aunque por este contexto que hoy nos toca vivir no pueden venir a la cancha, están con nosotros».

Informe: Prensa Parque Sur.

Publicaciones Relacionadas

Echagüe se recuperó, regresó a la victoria y es líder en la Liga Argentina

Editor

El gobierno provincial habilitó las actividades deportivas

Editor

Echagüe se recuperó con una ajustada victoria en Rosario por la Liga Argentina

Editor