Mundo

En Bolivia asumió como presidente constitucional Luis Arce

El presidente Alberto Fernández estuvo presente en Bolivia, y afirmó: «Nuestro esfuerzo será convertir a Latinoamérica en una unidad regional»

El presidente Alberto Fernández reafirmó hoy la intención de su Gobierno de «trabajar muy cerca» de Bolivia y consideró prioritario poner el «esfuerzo» de ambas naciones en «convertir a Latinoamérica en una unidad regional».

«Lo que tenemos que hacer es trabajar muy juntos», afirmó el jefe de Estado a medios periodísticos en La Paz, luego de participar de la ceremonia de asunción del presidente de Bolivia, Luis Arce, y su vicepresidente, David Choquehuanca, en un acto que se desarrolló en el hemiciclo de la Asamblea Legislativa Plurinacional.

Fernández relató que ya conversó con Arce sobre «algunas ideas» cuando el flamante presidente boliviano visitó Buenos Aires para que ambos Estados profundicen su agenda bilateral.

«Tenemos muchas cosas en común, somos el primer y el segundo país productores de litio; el litio es la energía del futuro y tenemos mucho para hacer juntos para eso», reflexionó Fernández ante la consulta de medios locales.

Luis Arce Catacora asumió este mediodía como presidente constitucional de Bolivia al prestar juramento ante la Asamblea Legislativa Plurinacional, en una ceremonia que pone fin al interinato de facto iniciado hace un año con la renuncia forzada de Evo Morales.

Vestido con traje azul y camisa clara, sin corbata, Arce puso su mano derecha sobre el corazón para jurar «por los próceres de la independencia, por nuestra Madre Tierra, por los dioses de nuestros ancestros, por nuestras hermanas y hermanos que dieron la vida por la democracia y por la igualdad entre todos los seres, desempeñar las altas funciones como presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, en estricto cumplimiento de la Constitución Política del Estado y las leyes del Estado Plurinacional de Bolivia».

El «sí, juro» con que Arce respondió a la extensa fórmula desató un ola de aplausos y gritos de «jallalla» (viva en idioma aimara), mientras el vicepresidente, Davir Choquehuanca, quien asumió minutos antes y condujo la Asamblea Legislativa, completaba el juramento.

«Si así lo hace, que nuestros próceres de la liberación, que nuestros héroes contra el Estado colonial y el pueblo boliviano lo premie, caso contrario lo castigue. Queda, hermano, usted posesionado como presidente del Estado Plurinacional de Bolivia», completó Choquehuanca entre los aplausos de todo el recinto.

En los balcones del lugar estaban el rey de Espala, Felipe VI, junto al vicepresidente de su país, Pablo Iglesias; y los presidentes de Argentina, Alberto Fernández; Paraguay, Mario Abdo Benítez, y Colombia, Iván Duque, entre otras delegaciones internacionales.

Tras la jura, Choquehuanca le colocó la banda presidencial tricolor y la medalla de presidente, con una cinta con los mismos colores de la bandera de Bolivia, y todos cantaron el himno, en un clima de emoción, con el puño izquierdo en alto.

UNO Entre Ríos

Publicaciones Relacionadas

Rusia confirmó que la vacuna Sputnik V se producirá en la Argentina

Editor

Italia despidió al Diez como un «Rey» que dejó «huérfana» a Nápoles

Editor

Perú: organismos de DDHH señalan que hay 44 desaparecidos luego de las protestas

Editor